Belén Esteban, el infinito y el brócoli

Para inaugurar la segunda temporada de Maridajes Cuánticos, ofrecimos en la Biblioteca de Castilla-La Mancha un menú matemático de factura murciana, diseñado, cocinado y servido por el divulgador, profesor universitario, investigador y escritor Santi G. Cremades.

Habitual de los grandes eventos de divulgación científica, conocido por sus intervenciones en La aventura del saber, Órbita Laika y Radio 5, promotor del primer escape room celebrado en Youtube, Matemecum, y autor de ‘Un número perfecto’, Santi opina que las matemáticas aportan sentido crítico a la vida y defiende su total omnipresencia y absoluta exactitud.

En el día más palíndromo y capicúa (81018 e incluso 8102018), definió las matemáticas como un “lenguaje universal” y de referencias universales vistió su charla, vertiendo ácido sobre el discurso de Mariló Montero, Gwyneth Paltrow o los terraplanistas, delatando la topología en los sucesivos rostros de Belén Esteban y bajando los humos al número áureo al declarar que “está sobrevalorado”.

También invocó a Fran Perea para explicar que la aritmética modular es un descubrimiento reciente en el que cambian los axiomas y la puso como ejemplo de todo lo que todavía queda por hacer en matemáticas. Una disciplina tan nueva como fractales, esas estructuras que se autorreplican hasta el infinito, como el triángulo de Sierpinski, y que encontramos en el brócoli, en la coliflor o en la col romanescu.

Si comemos fractales o los llevamos en la pisada, la huella dactilar o las orejas, por qué no usar la estadística para detectar las estafas. La Ley de Benford, el azote de pillos y tunantes, acude en auxilio de las autoridades al establecer que el 30 % de los números que manejamos en nuestro día a día empiezan por 1; el 17 % por 2 y, de esta forma, los que menos aparecen son los que empiezan por 9. “Si inventas números aleatorios y no se ajustan… te pillan”.

Santi abandonó los fogones toledanos proclamando su absoluto, incondicional y abnegado amor a la identidad de Euler, “lo más bonico del mundo”. Y de postre, diez preguntas matemáticas para acompañar los Maridajes Cuánticos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s